Hoy en día en el mercado existen numerosos tipos de leches que sustituyen a la leche de vaca o de cabra. Sin embargo la leche de vaca o de cabra son opciones incompatibles con las personas que poseen ciertas intolerancias o alergias que provocan en la salud de la persona numerosas complicaciones.

Sería ideal que las personas que padecen alergias o intolerancias reemplacen la leche de vaca o de cabra por leches más naturales o de origen vegetal como la de avena, almendras o de arroz.

leche-de-arroz

Nosotros queremos hacer hincapié en éste artículo sobre la leche de arroz, que se ha convertido en la opción más recomendada para toda mujer embarazada que quiera o no pueda digerir convenientemente las leches de origen animal.

Beneficios de la leche de arroz para la gestación

La leche de arroz se obtiene del proceso de fermentación del arroz molido y posteriormente cocido, descartando el almidón por completo. Dicha leche totalmente vegetal se recomienda a las personas que tengan problemas digestivos teniendo un efecto refrescante  y energético por el alto contenido en hidratos de carbono.

Las personas con problemas digestivos como la gastroenteritis, postoperatorios, con diarreas o intolerancias serían el grupo más recomendado para ingerir este tipo de leche, ya que al no contener lactosa la digestión se hace más ligera, fortaleciendo la flora intestinal.

Para toda mujer embarazada la leche de arroz es ideal ya que no contiene grasas y aporta grandes cantidades de nutrientes y carbohidratos necesarios para el desarrollo del feto.

De todas maneras al no ingerir leche de vaca durante la gestación la cual contiene grandes cantidades de calcio y proteínas debes incluir en la dieta alimentos que sustituyan dicho calcio para que no se provoquen carencias.

Los beneficios y aportes que contiene la leche de arroz son:

  • Vitamina A, B12 y D.
  • Hierro, niacina y calcio, magnesio, manganeso, vitamina E, selenio y flavonoides.
  • Estimula el sistema inmunológico.
  • Ideal para deportistas por su bajo aporte calórico.
  • Disminuye los problemas del corazón y derrames cerebrales.