dieta-embarazoEl embarazo conlleva una buena alimentación pero esto no quiere decir que haya que comer por dos o en exceso para que el bebé esté bien alimentado.

La alimentación que hay que seguir durante el proceso de gestación tiene que ser variada sin llegar a exceder las cantidades recomendadas pues alimentándose correctamente el bebé tendrá todos los nutrientes necesarios para su crecimiento.

Se sabe que el peso de la madre aumenta a un ritmo acelerado aunque la alimentación sea correcta pero no debes alarmarte si sigues las recomendaciones propuestas por tu médico en cuanto a la comida.

Hay que entender que durante esos nueve meses el bebé tendrá que crecer y desarrollarse normalmente por eso el aumento de peso se hace tan evidente y puede asustar a algunas mamás.

¿Qué dieta seguir durante el embarazo?

Será por supuesto el ginecólogo o médico quien te recomiende la dieta exacta para tu estado, por supuesto variará según las condiciones de la madre y el peso que ya tenga.

Está totalmente prohibido hacer regímenes hipocalóricos o disociados ya que afectarán totalmente al desarrollo del bebé pues tendrá carencias de nutrientes.

Normalmente las dietas no tienen que seguir controles estrictos u horarios, pero sí se han de tener en cuenta ciertas cosas:

  • Hay que reducir al mínimo el consumo de azúcar, los dulces y la bollería.
  • Sigue unos horarios pero sin ser estricta contigo misma, no te saltes ninguna comida y no piques entre horas.
  • Aliméntate con las proteínas que contiene las aves, el pescado o el huevo.
  • Come fruta y verdura preferentemente por las cantidades de hidratos de carbono que conllevan.
  • Limita alimentos como las harinas, las legumbres, las pastas o las patatas.
  • Es indispensable comer a media mañana y en la merienda, así evitarás llegar a la comida o a la cena con más hambre.