Cuando una mujer le da el pecho por primera vez a su bebé es muy habitual –y algo totalmente normal- que le surjan muchísimas dudas. Una de las más comunes tiene especial relación con el tiempo que debe estar el bebé al pecho; o lo que es lo mismo, la duración de cada toma.

A día de hoy muchos pediatras recomiendan que alimentes al bebé durante 15 minutos en cada pecho. De hecho, antaño los especialistas aconsejaban que se alimentase al pequeño durante 10 minutos con cada pecho.

Tiempo de duración del bebé al pecho

Sin embargo, lo cierto es que investigaciones llevadas a cabo en los últimos años han permitido constatar que es en realidad más importante observar al bebé y que éste vacíe el pecho, que seguir una determinada pauta de tiempo.

¿Por qué? Muy sencillo: en la lactancia materna influyen una grandísima diversidad de factores, como por ejemplo si se trata de la primera leche (inicio de la toma) o de la leche final, la posición como la mamá sujeta al bebé o el flujo de leche. Por ello es totalmente normal que el bebé pueda preferir un pecho a otro.

Por tanto, lo más adecuado es alimentar al bebé todo lo que él quiera, independientemente de que la toma dure 10, 15 o 30 minutos, ya que puede suceder que el bebé esté agarrado al pecho pero no haya mucho flujo de leche y no salga correctamente. Es adecuado alternar el pecho para asegurar un correcto suministro de leche.

Imagen | fikirbaz