Cómo hacer para que mi hijo coma merluzaLa merluza es un pescado cuanto menos sumamente saludable, gracias a su bajo contenido en grasas –y por tanto en calorías- pero a su altísimo aporte en proteínas de buena calidad, vitaminas pertenecientes al grupo B y minerales, además de ser fácilmente digerible.

Por ello su consumo es interesantísimo en los más pequeños, sobretodo cuando se introduce en la dieta infantil de nuestros hijos y éstos lo consumen de forma regular.

Sin embargo, cuando hablamos de pescado suele ser común que muchos padres se encuentren ante un gran problema: cómo conseguir que mi hijo coma pescado.

A la hora de conseguir nuestro propósito, existen algunos trucos para que los niños coman pescado. Y particularmente en el caso de la merluza, también existen algunos consejos sobre los que queremos hablarte en esta ocasión.

Cómo conseguir que tu pequeño coma merluza

Como de buen seguro sabrás, la merluza es uno de los pescados más consumidos en muchas cocinas de nuestro país. Además de ser un pescado delicioso en cuanto a textura, sabor y olor poco pronunciado.

Estas tres peculiaridades pueden ser positivas a la hora de que tu pequeño/a lo coma, ya que cuando el niño/a rechaza comer pescado suele ser sobretodo por su olor o sabor fuerte, o bien por la presencia de espinas.

En el caso de la merluza, sus espinas son realmente fáciles de quitar, aunque si no deseas estar un rato eliminándolas puedes optar por el lomo o filete de merluza en lugar de las rodajas.

A la hora de hacer un plato atractivo para que tu pequeño no se niegue a comerlo, puedes optar por servirlo en forma de albóndigas o croquetas, con alguna salsa o con patatas, pero siempre añadiendo una guarnición vegetal.

Imagen | The Spanish Food