El estreñimiento es una de las alteraciones más comunes, y molestas, del embarazo. Puede causar las hemorroides o las varices. En Esencielle te mostramos algunos trucos para evitarlo y te decimos qué deberás hacer para que acudas con regularidad al baño.

En el embarazo muchas mujeres se quejan en la consulta del ginecólogo o de la matrona del estreñimiento. Las causas que producen este problema tan molesto son:

  • Los músculos de la pared intestinal se relajan debido a las concentraciones de progesterona.
  • La presión del útero sobre el intestino.
  • En algunas mujeres, la ingesta de suplementos de hierro para la anemia.
  • La  falta de ejercicio físico.
  • Dieta pobre en fibras.

Una embarazada debe tomar por lo menos de 25 a 30 gramos de fibra para prevenir la aparición del estreñimiento. Pero la ingesta no conviene realizarla de golpe. Hay que ir aumentando poco a poco el consumo de fibra, para que el aparato digestivo se vaya adaptando y se eviten ciertas molestias como las flatulencias .

Para conseguir ese aporte de fibra se debe tomar:

  • Dos raciones de fruta cruda, con cáscara y semilla.
  • Dos raciones de verdura al día, una de las cuales debe ser cruda, como la lechuga.
  • Dor veces por semana tomar legumbres.
  • Comer todos los días dos raciones de cereales: arroz, pasta,pan, galletas…
  • Beber todos los días 2 litros de agua.

Lo que no conviene tomar:

Es cierto que las verduras contienen mucha fibra y que evitan el estreñimiento, pero cuando ya se padece esta dolencia hay algunas que conviene evitar porque son flatulentas y pueden aumentar la incomodidad: col, coliflor, brócoli, coles de bruselas, alcachofas, pimiento, pepino, rábano, puerro y cebolla.

  • El arroz es astringente por lo que no conviene tomarlo, pero se puede sustituir por arroz integral.
  • Algunas frutas son astringentes como el plátano, el membrillo o el pomelo.
  • Evitar los productos de charcutería y vísceras.

Hay elementos que son pobres en fibra y endurecen las heces como el queso curado, el azúcar y los caramelos.

Más información |  Necesidades nutricionales durante el embarazo